La casa de los techos altos


Ojalá pudiera chasquear los dedos y que mi casa se hubiese transformado en la del post de hoy, porque de todas las que os he enseñado es, quizás mi favorita.

En este caso se trata de un piso situado en una planta baja, de techos altos y ventanas semicirculares, exterior y con el encanto de ser antiguo por fuera, pero dentro completamente renovado. El salón es amplio, en tonos neutros y luminoso, va a dar a la cocina. La cocina es amplia, cosa difícil en muchas ocasiones, también en tonos neutros. La habitación está una altura por encima de estas estancias. Es pequeña, pero perfecta con las paredes oscuras y blancas, para hacer contraste y una gran cama sobre una alfombra. Además la habitación posee un vestidor/despacho. 
















Créditos: Entrancemakleri.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Gracias por tu comentario!